¿Te llamamos?

He leído y acepto la

O si lo prefieres

Consejos seguridad coronavirus _locales y oficinas

La lucha contra el coronavirus ha motivado la implementación de medidas de confinamiento para intentar prevenir la epidemia. La menor presencia de población en las calles ha supuesto una reducción de los delitos relacionados con hurtos. Sin embargo, mucha gente ha pasado a teletrabajar vaciando las oficinas de las empresas. Los últimos datos hablan de un incremento de los asaltos en los locales y, por ello, es importante seguir algunos consejos de seguridad básicos.

¿Qué hacer para prevenir los robos en oficinas?

Los espacios de trabajo son lugares que deben cuidarse especialmente porque suelen estar en el punto de mira de los ladrones, sobre todo los locales comerciales donde se guarda dinero en caja o las oficinas de las entidades financieras. Así, una de las principales medidas que se debe implementar cuanto antes es instalar de una alarma de seguridad. Solo el cartel de espacio con alarma ya genera un enorme efecto disuasorio en las personas que tienen la idea de robar.

Saben que eleva el nivel de dificultad de la operación porque, si no burlan el sistema de seguridad, tendrán muy poco tiempo antes que llegue la policía. Además, es el sistema más asequible y permite reducir el precio de un seguro en caso de robo. No obstante, un sistema más complejo es el de la videovigilancia. Protege los exteriores de las instalaciones de delitos y, por otro lado, permite contar con grabaciones de lo que ocurre, lo que también es una ventaja para la empresa a la hora de presentar una denuncia.

Uno de los métodos de robo más habituales es forzar la cerradura de las puertas. Por ello, las compañías empiezan a apostar más por las puertas con claves de seguridad. Su grado de protección es mucho mayor, y solo el personal autorizado puede entrar sin la necesidad de repartir llaves que se puedan perder. En este caso, se puede apostar por huellas dactilares o combinaciones de números.

La tecnología favorece los sistemas de seguridad

Las alarmas de seguridad pueden venir acompañadas por sensores antisiniestro. Básicamente, cuando alguien se mueve o hace algo que no debería hacer en determinados momentos del día, el sistema lanza un aviso. Actualmente, los sistemas de prevención están conectados con el teléfonos móvil de la persona responsable de la empresa, que puede estar pendiente en todo momento.

Además, desde un dispositivo inteligente, en el caso de contar con cámaras de videovigilancia, es posible acceder de forma periódica el visionado de las grabaciones de las cámaras.

Personal de seguridad para vigilar las empresas

La crisis del coronavirus ha dejado muchas oficinas vacías por un tiempo indefinido. Como sucede en el mes de agosto, donde todos los trabajadores se van de vacaciones, la contratación de vigilantes de seguridad es otra de las grandes recomendaciones en este contexto aislado. Es quizás una de las opciones más caras, especialmente en momentos donde la economía está parada y no se están generando beneficios, pero también una de las más efectivas.

Con la presencia de personal de seguridad es prácticamente imposible que se produzca algún tipo de robo menor. Asimismo, es posible complementar esta medida con otro tipo de actuaciones que se pueden aplicar para salvaguardar la seguridad en el interior de la oficina. Las medidas internas están destinadas a proteger el material de valor. Si se sabe que no se va a ir a trabajar durante un largo tiempo, y se suele guardar el dinero o bienes que puedan interesar a los ladrones en la oficina, es importante no dejar tales posesiones allí.

Al mismo tiempo, existen recursos de seguridad que se pueden aprovechar. Las cajas fuertes aportan una protección máxima una vez que han cedido el resto de sistemas de seguridad. La utilización de claves, armarios encriptados o cajones con llave son otras de las medidas que se pueden implementar para mejorar los niveles de seguridad.

Poner las cosas difíciles a los ladrones

El acceso restringido a las oficinas es uno de los obstáculos que deben sortear personas interesadas en asaltar los locales. Por tanto, también es recomendable no aparcar coches o vehículos cerca de las entradas que se puedan utilizar para saltar las vallas o los diferentes elementos de seguridad.

Pese a que se abandone la oficina, es importante estar pendiente. Por ello, si se apuesta por un sistema de alarma o de videovigilancia sin personal presente en el local, es importante verificar que funcione correctamente. Dejarlo en manos del azar puede motivar algún tipo de avería que facilite el trabajo a los que quieran perpetrar un robo. Dejarlo en manos de una empresa de alarmas es la mejor opción, ya que su personal especializado se hace cargo del mantenimiento.

Pese a que el principal objetivo de toda la sociedad en estos momentos es luchar contra el coronavirus, no se debe descuidar la seguridad. En este sentido, es importante seguir los consejos de seguridad mencionados para evitar que se produzcan robos en las empresas. La actividad económica está parada, de modo que sufrir un robo en estos tiempos puede tener consecuencias terribles.