¿Te llamamos?

He leído y acepto la

O si lo prefieres

tipos de sistemas de seguridad _imagen

Los sistemas de seguridad son fundamentales para poder preservar tanto los bienes, como el bienestar físico de las personas. Por ello, son muchas las empresas y hogares que utilizan sistemas de seguridad. Pero, a la hora de elegir entre los diversos tipos que existen en el mercado, ¿cuál escoger? A continuación hacemos un pequeño repaso de las distintas opciones disponibles.

 

Sistemas de seguridad para empresas

Cualquier negocio conoce la imperiosa necesidad de proteger sus instalaciones de forma efectiva. Entre las distintas modalidades de sistemas para profesionales que hay en el mercado, destacan los siguientes:

– Alarmas. El avance tecnológico ha jugado a favor de esta segura forma de protección. Se pueden diseñar a la medida de las necesidades de cada cliente para que su efectividad sea absoluta.

– Vigilancia. Vigilantes de seguridad que controlan que todo funcione correctamente y que actúan en caso de que surja cualquier problema. Vigilan las instalaciones, las entradas y salidas, que no surjan incidencias, los puntos débiles de seguridad… En función de las necesidades de cada empresa los equipamientos y material de apoyo varían, así como el programa de vigilancia, existiendo programas de vigilancia presencial y de vigilancia móvil.

– Videovigilancia. La instalación de cámaras en todo el perímetro de la compañía y sus puntos clave es una de las opciones más aconsejables para llevar un férreo control de todo lo que ocurre en su negocio. La grabación se puede admitir como prueba en un juicio, por lo que es uno de los sistemas más útiles. La video vigilancia puede consistir en el almacenamiento de imágenes para revisarlas en caso de ser necesario, y adicionalmente puede ser un elemento de apoyo de control para vigilantes de seguridad o para el control desde una central.

– Control remoto del sistema. Gracias a la tecnología, muchos de los sistemas de alarmas y de videovigilancia del mercado, permiten que cualquier empresario o empleado esté capacitado para ver, en su teléfono móvil u ordenador portátil, las imágenes de una cámara. Este servicio permite recibir un mensaje inmediato que anuncia cualquier tipo de irregularidad. Así, se consigue ir siempre por delante de los intrusos y avisar a las fuerzas del orden de manera inmediata.

– Central de control. La conexión entre los sistemas de seguridad implementados en nuestras instalaciones con la central de control proporciona numerosos beneficios para la seguridad de nuestra empresa. Tener la certeza de que hay alguien velando por nuestros intereses 24 horas al día y que pueda tomas las medidas adecuadas en caso de ser necesario.

– Intervención y custodia. Servicio de intervención inmediata que ofrecen pocas empresas de seguridad. Garantiza que en caso de surgir cualquier problema, agentes de seguridad que se encuentran en la zona se desplazarán a su negocio inmediatamente para analizar la situación y tomar las medidas necesarias mientras llegan los Cuerpos de Seguridad del Estado, y de forma coordinada con éstos. Este servicio muchas veces es acompañado por el servicio de custodia de llaves.

– Control de accesos. La tecnología permite dotar a la entrada de su negocio de una serie de puntos de control con diversas características. Pueden ser autónomos, completos o integrales. En todos los casos, se puede programar el control y no solo va a ser necesario entrar con la tarjeta de empleado, sino que también lo será hacerlo con una larga serie de requisitos. El reconocimiento facial o dactilar es solo una de las posibilidades de estos sistemas. La posibilidad de obtener completos informes de todo aquel que ha entrado en la empresa es uno de los avales más importantes de esta forma de proteger sus bienes.

– Integral. Es el sistema que incluye una gran parte de los sistemas comentados anteriormente, siempre en función de las necesidades de cada empresa. El control de los accesos, la gestión del aparcamiento, el control de las diversas alarmas instaladas, la videovigilancia, los sistemas contra incendios y todo lo referente al funcionamiento de ascensores, a la iluminación, al control de inundaciones y similares.

 

Sistemas de seguridad para particulares

Dentro de los sistemas de seguridad más habituales para hogares y comunidades de vecinos, se encuentran los siguientes:

– Alarmas. Son los recursos más habituales para cualquier hogar o comunidad de vecinos. Gracias a los avances tecnológicos, los sistemas de alarmas cada vez permiten una mayor personalización. El control de todo lo que sucede en su hogar desde su móvil, tablet u ordenador portátil; detectores infrarrojos; detectores de humo; la integración de cámaras y detectores de movimiento; tecnología anti- inhibidores, ….

Adicionalmente, cabe destacar que una central de alarmas que funcione durante las 24 horas es el mejor complemento para garantizar la efectividad de este sistema.

– Videovigilancia. Si vive en una casa independiente, o para comunidades de vecinos, ayuda a controlar todos los puntos y el perímetro de la propiedad. Las cámaras pueden ser dirigidas de forma remota tanto desde el interior del domicilio o comunidad, como desde un control remoto. Al igual que en el caso de las empresas, adicionalmente la videovigilancia puede ser un elemento de apoyo de control para vigilantes de seguridad o para el control desde una central.

– Seguridad perimetral. Es necesario hacer un estudio de las características de su propiedad para conseguir diseñar el mejor sistema posible. La protección se lleva a cabo por zonas y se incluyen un sensor de movimientos en el perímetro y detector volumétrico en la zona exterior de su propiedad. Esta información es enviada a una central, que actúa en caso de que surja algo fuera de lo normal.

– Intervención inmediata. En caso de que exista un problema de seguridad, agentes privados acudirán de forma inmediata a su propiedad para tomar las medidas necesarias mientras se coordinan con los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. Su empresa a de garantizarle que cuenta con la presencia de agentes en la zona para que puedan intervenir de forma inmediata.

– Vigilantes de seguridad. Agentes privados que vigilan y controlan los accesos a una propiedad o comunidad de vecinos, y qué actúan en caso de que surja cualquier imprevisto.